Los abogados de la familia Jackson, que tiene la custodia legal de Paris Jackson y de sus hermanos Prince Michael y Prince Michael II (más conocido como “Blancket”) han emitido un comunicado para informar sobre el estado de la joven.

“Paris se encuentra bien físicamente y recibe la atención médica adecuada”, indicaron. “Ser una adolescente de 15 años sensible es difícil independientemente de quien seas. Es especialmente difícil cuando pierdes a la persona más cercana a ti. Por favor respeten su privacidad y la de su familia”, añadieron.

La policía de Los Ángeles confirmó que acudió a la residencia de la joven, ubicada en Calabasas, en torno a las 2:00 de la madrugada (9:00 GMT) y llevó a Jackson a un hospital cercano en ambulancia. El departamento de bomberos respondió a una llamada de emergencia, 30 minutos antes, que fue descrita en principio como “una posible sobredosis”.

Paris Jackson, la hija de 15 años del difunto cantante Michael Jackson, se intentó suicidar la pasada madrugada cortándose las muñecas e ingiriendo al menos 20 pastillas de ibruprofeno, un antiinflamatorio y analgésico de uso común, según ha relatado a People una fuente próxima a la familia.

“Estaba muy, muy depresiva, agitándose y dando patadas, gritando y cortándose a sí misma”, afirma la misma fuente.

El próximo día 25 se cumplen cuatro años del fallecimiento de Michael Jackson. “Ella ha perdido a su padre, era el centro de su mundo y todo es muy diferente ahora. Paris dice que se siente sola y que no se siente amada”, ha explicado a la publicación la fuente.

Conoce nuestra app en facebook