El Mundial de Futbol, negocio importante si los hay para el mundo entero y por ende para la televisión, ya se prepara silenciosamente en los medios de comunicación. Por estos días los canales de aire y los de cable dedicados al deporte hacen cuentas sin descanso para saber si les conviene o no televisar los partidos. Se trata de una inversión de millones de pesos y cada vez queda menos tiempo para decidirse. ¿De qué montos hablamos? ¿En qué moneda se paga? ¿Cuándo nos enteraremos quienes transmitirán los partidos?

El negocio funciona así: una productora suiza de nombre HBS comercializa desde el 2002 los servicios durante la Copa. Ofrece distintas opciones a los canales del mundo y cobra absolutamente por todo, esto es, desde el puesto de un relator hasta una cámara que apunte a la ciudad en el entretiempo. Para el próximo Mundial -que se disputará en Brasil el año que viene- todo se abonará en euros. Los canales tienen tiempo hasta el 16 de septiembre para confirmar si quieren estar en el centro de transmisiones (IBC) y hasta el 11 de diciembre para decidirse por el paquete de partidos que querrán comprar.

joserra-ponchito

Se nuestro patrono!

.

Los números son fuertes pero también hablan de los ingresos que generan. Poner un relator en la cancha en el Mundial le cuesta a un canal 3700 euros o bien 119.440 euros todo el campeonato. Ese valor le da acceso a la señal en cuestión a tener un escritorio con 3 lugares, 2 auriculares y 2 monitores. Si el canal desea que sus relatores presenten el partido desde el campo de juego deberán abonar 2800 euros cada vez que lo quieran, y si lo hacen desde el estudio provisto por la productora el costo será de 11.600 euros por partido.

Bien sabemos que las estadísticas y repeticiones son parte importante de las transmisiones de fútbol, de ahí sus valores altos para Brasil 2014: las repeticiones de un encuentro mientras se está jugando llegan a costar 35.000 euros y no podrán superar los 20 segundos, cuando el partido ya haya terminado el valor se reduce a 25.000 euros y las imágenes pueden llegar hasta dos minutos y medio. Los servicios de estadísticas dan la nota: saber números y tener videos de ejemplo entre otras cosas, cuesta entre 40.000 y 50.000 euros.

Transmitir un partido con varias cámaras, una toma táctica del campo de juego y tener un relato en inglés (que viene dentro del paquete) alcanza los 25.000 euros por encuentro. ¿Las cámaras adicionales? Desde ya que todas son pagas, por ejemplo: tener una cámara que apunte a las tribunas cotiza 4600 euros por partido y el mismo costo tienen las cámaras que muestran el campo de juego.

El negocio es redondo para el proveedor que obviamente cobra la transmisión vía satélite al país de origen, que deberá optar por pagar 2900 euros por partido o bien 111.360 por todo el torneo. Asimismo la transferencia de imágenes a los estudios en cada país también tiene costo: 20.000 por el servicio y 70 por GB.

Escrito por Andrés Puig para La Nación

Conoce nuestra app en facebook