Lopez Obrador ya no es del PRD, de hecho se podría decir que ya ni amigos son, sus desencuentros con ellos tienen ya varios años desde que apoyó a candidatos del PT que competían por delegaciones y presidencias municipales con los del PRD, como ejemplo esta el caso de Juanito en Iztapalapa, todo esto aun dentro del PRD, razon suficiente para correrlo del partido, pero claro, no les convenía hacerlo por lo que lo dejaron.

Hace poco el peje declaró que el PRD era igual que el PRI, esto ya desde fuera, en su nuevo partido MORENA y que por supuesto causo mucha molestia a sus ex-compañeros.

Por eso resulta curioso que sin proponerselo salvó al Partido de la Revolución Democrática de uno de los mas grandes escándalos que este ha tenido y que de no haberlo hecho seguro hubiera sido un golpe muy fuerte, casi mortal para ese instituto político.

ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR

Se nuestro patrono!

.

Cuando todas las miradas estaban puestas en el alcalde perredista de Iguala, Jose Luis Abarca, y en el gobernador del estado de Guerrero, el también perredista Ángel Aguirre por la desaparición y presunto asesinato de 43 estudiantes de la normal de Ayotzinapa, Obrador logró desviar las miradas y hacer culpable de esto al Presidente del país, el priista Enrique Peña Nieto.

A la gente, o a la mayoría de estos, ya no relaciona la brutal matanza con la izquierda mexicana, ni con el PRD, en las marchas se cuestiona al Presidente, y solamente a el.

Solo en la primera marcha en la capital del país cuando participó Cuauhtémoc Cardenas y amigos fueron agredidos y casi linchados y corridos del lugar a gritos de asesinos, esto ya no ha pasado.

Andres Lopez apuntó desde el primer día a Peña Nieto, inclusive pidiéndole la renuncia antes del 1ero de diciembre para llamar a elecciones, un llamado sin lugar a dudas oportunista, pero que tuvo el efecto que quiso, llevar la atención a su contrincante político, quizás en parte porque el aun era prdista cuando fueron las elecciones en Guerrero, y porque podría salir un poco salpicado, pero el que mas se lo agradeció fue sin duda el PRD.

Y no es que el presidente no tenga responsabilidad, el, su secretario de Gobernación, el procurador y el CISEN debieron tener información para evitar este hecho, mas que se cuentan con notas periodísticas y de organismos de derechos humanos que ya tenían información que Abarca tenia lazos con grupos delictivos y que incluso habría matado a alguien el mismo.

Recordemos que cuando pasó la matanza de Acteal, perdió su cargo el entonces secretario de Gobernación Emilio Chauffet, que increíblemente de nuevo ostenta un cargo publico en esta administración.

No es la primera vez que Andres Manuel se sale con la suya al desviar la atención de un escándalo político, lo hizo cuando se dieron a conocer los videos de su mas cercano colaborador Rene Bejarano recibiendo fajos de dinero, y aunque era evidente un acto de corrupción, Obrador señalo a Salinas, a Televisa, y al PAN, (si, a los tres!) en un complot, cuando en dado caso el complot se llevo a cabo después del acto de corrupción en hechos completamente separados, sin embargo muchos de sus seguidores cegados por el fanatismo le siguieron la corriente.

Ya veremos en las próximas elecciones si los votantes recuerdan que papel jugo cada persona y cada instituto político en este lamentable hecho y que sin lugar a dudas el principal culpable es del PRD.

Conoce nuestra app en facebook